El clima y la salud van de la mano

La creciente tendencia al cuidado del medio ambiente no sólo ha despertado el interés de diversas instituciones alrededor del mundo, también más de 100 países de ingresos bajos y medios han adoptado medidas al avanzar políticas que abordan las necesidades de salud de comunidades pobres y vulnerables.

Se creía que la contaminación repercutiría únicamente en el cambio climático y sus efectos en el medio ambiente, sin embargo, se ha descubierto que la disminución en los suministros de agua no contaminada y el aumento de la inseguridad alimentaria, podrían causar un retroceso en los avances en salud y desarrollo.

Dado el aumento de temperaturas se espera que las estaciones de transmisión de enfermedades se prolonguen. Un ejemplo sería según estudios recientes que más de dos mil millones de personas podrían estar en riesgo de contraer dengue en 2080 si las temperaturas siguen subiendo.

El sector salud no será el único que espere cambios importantes, pues de seguir el incremento de las temperaturas y el cambio ambiental, podría significar que más de 100 millones de personas vivirán en la pobreza para el 2030.

Ciclones, huracanes, etc. Provocarán el incremento en la “migración climática”, y quienes realmente sufrirán las consecuencias serán las comunidades marginadas y de escasos recursos.

Por lo tanto el problema del calentamiento global no debe ser tratado únicamente por asociaciones climatológicas o del sector del medio ambiente, sino que es un problema por tratar de manera global. El entorno en el que vivimos experimenta cambios inesperados en un corto período de tiempo, por lo que la respuesta debe ser de forma inmediata.

Tanto el sector salud como los sistemas sanitarios deben implementar medidas de contingencia y estar capacitados para soportar las crisis climáticas, sequías, olas de calor y precipitaciones extremas y asegurar eergía fiable para los servicios esenciales.

Encontrar una solución en conjunto no sólo agilizará el proceso para encontrar una solución visible, sino que además reducirá el impacto en la huella de carbono emitida por un mundo acostumbrado al consumismo.

BIBLIOGRAFIA:
- Mandeep Dhaliwal. (2019). El clima y la salud van de la mano.
7 DE AGOSOTO DE 2019, de Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo.